Canción actual

Título

Artista


Fagner, titular por accidente

Escrito por el 27 junio, 2018

Fagner se había ya retirado a su habitación de hotel en San Petersburgo cuando un viejo amigo, nada menos que el seleccionador Tite, le honró con su visita. Y el técnico le traía una excelente noticia: el lateral sería titular contra Costa Rica el día siguiente.

El jugador que había ocupado el lateral derecho hasta entonces, Danilo, se había lesionado en los últimos minutos del entrenamiento. Varias semanas antes, en mayo, Dani Alves, el jugador de referencia en esa posición, sufría una lesión que lo dejaba fuera de Rusia 2018. Por si fuera poco, un problema muscular había puesto en riesgo la presencia del propio Fagner en la cita mundialista.

“Me agarró desprevenido. Yo preferiría que no ocurriesen estas cosas, pero las lesiones forman parte del fútbol y hay que estar preparado”, declara el veterano zaguero ante los micrófonos de FIFA.com. “Por un lado, algo así siempre te causa tristeza, pero por el otro está también la felicidad que uno siente por tener la oportunidad de debutar en un Mundial”, añade.

Así, de esta manera tan accidentada, Fagner ha pasado a formar parte de una historia bastante particular, que no es otra que la de los laterales derechos de la selección brasileña en las distintas ediciones de la Copa Mundial de la FIFA.

Una convocatoria fruto de los imprevistos

En Suecia 1958, por ejemplo, Djalma Santos jugó la final en sustitución del lesionado De Sordi, pero lo hizo tan bien que fue incluido en el once ideal del certamen pese a haber disputado únicamente aquel partido.

En 1986, cuando el combinado auriverde se disponía a tomar el avión que lo llevaría a México, el lateral titular Leandro abandonó la expedición brasileña en solidaridad con su compañero y amigo Renato Gaúcho, al que el seleccionador Telé Santana había excluido de la convocatoria como castigo por una salida nocturna no autorizada. Para más inri, el lateral suplente Edson se lesionó, por lo que Josimar fue convocado a última hora para acabar viviendo en aquel certamen algunos de los momentos más memorables de su carrera futbolística.

Finalmente, en Estados Unidos 1994, de nuevo una lesión, en este caso de Jorginho, abrió las puertas para que Cafú iniciase su larga y exitosa trayectoria con la selección brasileña.

“Han sido muchos los grandes laterales que han vestido esta camiseta. Si todo va bien, confío en que mi nombre pase también a formar parte de esa historia”, asegura Fagner, que se inició como profesional en el Corinthians.

A la vista de la situación actual resulta difícil creer que, hace diez años, Fagner se encontraba sin equipo. El zaguero había dejado el club de Sao Paulo a una edad muy precoz para recalar en el PSV Eindhoven, pero “el sueño del fútbol europeo” no tardó en convertirse en una pesadilla. Fagner acusó la falta de adaptación y tuvo que pedir que le dejasen volver a Brasil, aunque ya sin contrato. “Estuve de septiembre a enero sin entrenar, sin hacer nada. Pensé incluso en colgar las botas”, revela.

Al final, el club que acudió en su ayuda fue el Vasco de Gama, donde Fagner militaría durante cinco temporadas hasta que en la 2012-13 volvió a cruzar el charco para enrolarse en las filas del Wolfsburgo. En 2014, el lateral regresó al Corinthians, donde coincidió con Tite y se proclamó campeón de la liga brasileña en dos ocasiones.

© Getty Images

Una actuación para convencer a los críticos

Así fue como Fagner se convirtió en uno de los “hombres de confianza” del hoy seleccionador, aunque la expresión entrecomillada no tenga una connotación demasiado amistosa para los detractores del zaguero. Y es que Fagner es uno de los tres integrantes del combinado auriverde que milita en un club brasileño, por lo que entre la prensa del país sudamericano había cierto escepticismo en cuanto a su capacidad para rendir al nivel adecuado en una competición de la exigencia de una cita mundialista.

Sin embargo, Fagner respondió a sus críticos con una gran actuación en el partido contra Costa Rica. Firme en defensa y eficiente en ataque, nuestro protagonista conectó más centros que el mismísimo Marcelo y no mostró signos de estar falto de ritmo, aunque, en la segunda parte, Tite llegó a considerar la posibilidad de introducir a Fernandinho como lateral improvisado por si Fagner acusaba la fatiga.

“Llevaba casi dos meses sin jugar un partido completo, pero debo decir que me he recuperado muy bien de la lesión”, asegura. “Teniendo en cuenta mis inicios y lo mucho que he tenido que trabajar para llegar hasta aquí, todo esto supone un gran orgullo tanto para mí como para mi familia”, concluye.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *